Motorreductores: guía práctica para su sustitución

Piezas de repuesto - 14/04/2021

Los procedimientos a seguir para sustituir los viejos motorreductores de forma rápida y segura

Reparar un motorreductor es una operación larga y compleja que requiere de costosa mano de obra. En caso de avería o desgaste, a menudo la mejor solución es la sustitución con un nuevo motorreductor: es un procedimiento más simple y económico, y permite reducir notablemente el tiempo de inactividad de la máquina

Veamos en detalle cómo sustituir los motorreductores con reductor epicicloidal, típicos de máquinas con transmisión hidrostática como las máquinas sobre orugas.

 

Desmontaje del viejo motorreductor 

Una vez identificadas las causas de la rotura, de la avería o del tipo de desgaste, se puede proceder a la sustitución del motorreductor partiendo de las siguientes operaciones de desmontaje:

  1. Quitar la cadena
  2. Si se quiere reutilizar la corona dentada o desmontarla del viejo motorreductor, se aconseja hacerlo en esta fase, cuando el reductor está todavía montado en la máquina.
  3. Quitar la tapa que protege el motorreductor del interior del bastidor de la máquina.
  4. Aflojar los pernos (sin destornillarlos completamente) que conectan el motorreductor a la máquina.
  5. Prestando atención, asegurar el motorreductor con una banda adecuada a su peso para evitar que caiga. Enganchar la banda a un polipasto de modo que el motorreductor se sostenga sobre la banda durante la operación de extracción.
  6. Marcar los tubos de forma que puedan identificarse fácilmente durante el montaje.
  7. Tapar los tubos: ¡es muy importante para impedir que se contamine el circuito hidráulico!
  8. Antes de pasar a la siguiente fase, asegurarse de que no haya operarios frente al motorreductor por el lado de la corona dentada.
  9. Acabar de quitar los pernos que fijan el motorreductor por el interior de la máquina.
  10. Sacar el motorreductor.
  11. Si el motorreductor está bloqueado dentro del bastidor, hacer palanca por el lado de la corona dentada en la parte inferior: de este modo se evita que se atasque debido al peso.

ITR Usco Motorreductores

Comprobaciones necesarias antes de instalar el nuevo motorreductor

1. Evitar que el circuito se contamine
Es fundamental quitar la suciedad y el fango de la zona en que se instale el nuevo motorreductor; prestar particular atención a los tubos hidráulicos. Se debería purgar una pequeña cantidad de aceite para eliminar partículas que pudieran haber entrado en los conductos al desmontar el motorreductor anterior.
Es importante además preparar un ciclo de lavado del circuito usando un kit de filtrado (es suficiente un filtro de 100 bar de 10 micras). El lavado se lleva a cabo poniendo en bucle de recirculación entre sí los dos puertos principales de impulsión y retorno, y acoplando los dos puertos principales de impulsión y retorno, y acoplando simultáneamente el puerto de pilotaje de la segunda velocidad con la de drenajes. Una vez conectado este sistema, hay que hacer girar el motor en ambas direcciones durante veinte minutos. Al final del procedimiento de lavado hay que sustituir los filtros hidráulicos y seguir haciéndolo periódicamente cada 1000 h de trabajo.

2. Controlar el nivel del aceite hidráulico
Es fundamental verificar el nivel del aceite hidráulico una vez desmontado el viejo reductory efectuado el ciclo de lavado. En caso de que esté por debajo del nivel mínimo hay que restablecerlo a un nivel adecuado, o en el punto medio entre el indicador de máximo y mínimo. En cualquier caso, es necesario tomar como referencia el manual de instrucciones del fabricante de la máquina. ¡Atención! ¡No se deben mezclar nunca distintos tipos de aceite!

 

Instalación del nuevo reductor

Una vez efectuadas todas las comprobaciones, se puede pasar a instalar el nuevo motorreductor, como se indica seguidamente.

  1. Enganchar el nuevo reductor a una banda adecuada para la capacidad máxima.
  2. Repetir las operaciones de desmontaje, pero invirtiendo el orden (de la 12 a la 1).
  3. Conectar los tubos principales (de sección más grande) de impulsión y retorno procedentes de la válvula de control.
  4. Introducir los tubos restantes en un recipiente suficientemente grande para recoger las pérdidas de aceite que podrían producirse en los siguientes pasos de la instalación.
  5. Activar el motor hidráulico en condiciones estacionarias, o bien con la máquina elevada con respecto al suelo, y hacerlo girar a muy baja velocidad.
  6. Activar la segunda velocidad de la máquina e identificar qué tubo suelta aceite en el recipiente.
  7. Conectar este último tubo al puerto de pilotaje de las dos velocidades.
  8. Si la máquina solo tiene una velocidad, hay que hacer un bypass, introduciendo un tubo de conexión entre el acoplamiento de la segunda velocidad y la conexión de drenaje que se encuentra hacia la parte inferior, según el lado de la máquina en que se haya instalado el motorreductor.

Atención: ¡controlar siempre la correcta conexión de las líneas hidráulicas! Una conexión errónea puede causar daños al motor hidráulico. En algunas máquinas es fácil confundir el acoplamiento de la segunda velocidad con las conexiones de drenaje (ver apartado siguiente). Además, puede resultar difícil identificar qué tubo se conecta en qué conexión. En esta fase, es por ello necesario prestar la máxima atención siguiendo los consejos de marcado indicados. En caso de duda, es conveniente consultar a un experto. 

Posibles configuraciones de los acoplamientos en los motorreductores ITR

Configuraciones de los acoplamientos en los motorreductores ITR


Puertos de alimentación y retorno (VERDE): generalmente indicadas con A y B, son los principales puertos de entrada y salida, a menudo más grandes que las demás, para permitir un mayor flujo de aceite. En algunos casos son los únicos puertos del motorreductor. En cambio, si el reductor tiene cuatro puertos, A y B están situados en la parte central del colector posterior.

 

Puertos de drenaje (AZUL): gran parte de los modernos motorreductores están dotados de dos puertos de drenaje situados generalmente al lado de los dos puertos principales. Como norma, se identifican con C1 y C2. La posición del puerto de drenaje puede cambiarse cerrando uno de los dos con un tapón. De los dos, hay que utilizar el que se encuentra más arriba para hacer salir el aire, mientras el inferior se cierra con un tapón.
Hay que prestar atención a la posición del tapón de drenaje. Los reductores, de hecho, se entregan con un acoplamiento de drenaje cerrado con un tapón metálico, y el otro cerrado con un tapón de plástico. Esto no significa que esta sea la configuración correcta para la instalación: según el lado en que se monte el motorreductor, puede ser necesario invertir la posición del acoplamiento de drenaje. Una errónea conexión del tubo de drenaje puede llevar a la rotura del grupo.


Atención: ¡en algunos casos, los puertos azules se encuentran en el centro, y no a los lados de los puertos verdes principales! Nunca se debe cometer la equivocación de conectar las líneas principales a los puertos azules. Dicho error causaría roturas mecánicas e hidráulicas, además de una situación de peligro para el operador.

Puerto de velocidad (ROJO): normalmente, el puerto de pilotaje de la velocidad es el más pequeño del motorreductor. Según el modelo, su posición puede ser frontal, lateral o trasera.

Presentamos seguidamente algunas configuraciones habituales de los acoplamientos de nuestros motorreductores:

ITR Usco Motorreductores config.1 ITR Usco Motorreductores config.2
ITR Usco Motorreductores Config.3 ITR Usco Motorreductores Config.4

 

Control del aceite

Antes de poner en funcionamiento el motorreductor que se acaba de instalar, es necesario efectuar un control adicional del nivel del aceite. Se hace así porque durante las operaciones de montaje y desmontaje es posible que se produzcan pérdidas. Si así fuera, es necesario rellenar hasta el nivel necesario.

¡Atención! Después de las primeras 100 horas de trabajo del motor, es importante cambiar el aceite. En todo caso, para un correcto funcionamiento del motor hidráulico, es fundamental trabajar con aceite limpio y no contaminado, por lo cual hay que cambiarlo cada 500 horas de trabajo.

Se indican a continuación los procedimientos a seguir para efectuar el cambio de aceite:

  1. Vaciar el aceite cuando el motorreductor esté caliente, girándolo de modo que uno de los tapones quede en la parte inferior.
  2. Quitar los dos tapones y dejar que se vacíe el contenido. Si el nivel del motorreductor es demasiado alto, puede indicar una posible anomalía (consultar la guía para la resolución de problemas).
  3. Cuando deje de fluir el aceite, el motorreductor está listo para efectuar el relleno con aceite nuevo.
  4. Situar uno de los orificios de relleno hacia arriba.
  5. Llenar el motorreductor con la cantidad correcta de aceite.
  6. Sustituir los tapones.

Hecho esto, a través de un indicador de presión conectado al circuito, hay que medir la presión del aceite y comprobar que se hayan respetado las especificaciones del fabricante. Una vez realizadas todas las conexiones y los necesarios controles, se puede activar el motorreductor en marcha adelante o marcha atrás, manteniendo el motor al ralentí, para comprobar su correcto funcionamiento.

 

¿Buscas un motorreductor que satisfaga tus necesidades?

 

 

ITR Usco proporciona motorreductores completos o reductores simples, con una excelente relación calidad/precio, posibilidad de soluciones personalizadas, y características de intercambiabilidad para máquinas de 0,5 a 50 t. Contáctanos para conocer nuestra gama.